Los Espíritus fueron relevantes en la tarde del domingo.

Los Espíritus fueron relevantes en la tarde del domingo.

Más de 50 mil personas disfrutaron dos días a puro rock en las sierras de Córdoba, con la Décima Octava edición del Cosquín Rock 2018. En dos días pasaron por los seis escenarios instalados en el predio del aeródromo de Santa María de Punilla 200 bandas de todos los estilos. Tribus urbanas de distintos lugares del país vivieron a pleno el festival.

La Vela Puerca, Skay y lo Fakires, Residente, Ratones Paranoicos y The Offspring sacudieron las sierras, entre los shows más fuertes que pasaron por el escenario principal.

Cerca de 60 mil almas disfrutaron, en el aeródromo de Santa María de Punilla, de la edición 18 del festival más federal del país. El mal tiempo no impidió la fiesta.

Entre las bandas más reconocidas, el sábado pisaron el escenario principal El Bordo, Las Pelotas, Ciro y Los Persas, Skay y los Fakires, Las Pastillas del Abuelo y la presencia internacional de Creedence Clearwater Revisited, con sus inolvidables clásicos. Mientras que el domingo lo hicieron Estelares, Él mató a un Policía Motorizado, Los Espíritus (la revelación del festival), Guasones, Gardelitos, Residente (ex Calle 13), La Vela Puerca y lo más fuerte de la última noche sin dudas fue la actuación de la banda punk The Offspring. Los californianos calentaron la última noche a puro de punk y rock. No faltaron sus éxitos para que la multitud no dejara de disfrutar en pleno pogo. Noodles y Dexter Holland agradecieron las muestras de afecto por parte del público hacia la banda.

La banda de California The Offspring sin dudas fue uno de los show's más impactantes del Cosquín Rock 2018.

La banda de California The Offspring sin dudas fue uno de los show’s más impactantes del Cosquín Rock 2018.

En los otros escenarios

Por el escenario temático pasaron el sábado (destinado al reggae) Los Cafres, Don Carlos (de Jamaica), entre otros, mientras que el domingo estuvo dedicado al Heavy Metal. Pisaron las tablas del temático Los Antiguos, Viticus, Ácido Argentino, Asspera, Carajo y Horcas entre los más conocidos.

Masacre actuó el sábado en el escenario Universo Geiser, el domingo lo hizo el cantante y líder de Las Pastillas del Abuelo Pity Fernández.

Lo mejor del Quilmes Garage (espacio para bandas emergente) fueron las actuaciones de Humo del Cairo y Pez el sábado, y el domingo la buena perfomance de Tamboor y Perras on the Beach y Louta, para destacar.

Por la Casita del Blues además de la presencia de La Mississippi, brillaron Jams Sessions, Sax Gordon, Lorena Gómez & Mojo Boogie’s y Débora Dixon y Patán Vidal.

En el Espacio X – Córdoba Rockea actuaron Los Navarros, Hammer, Eterna Agonía, Armando Flores, Indio Marquez, Manjar e Hipnótica, entre las más destacadas de las 36 bandas cordobesas que tuvieron la oportunidad de mostrarse, aunque los nombrados fueron los más destacados.

El último tramo del festival arrancó con Guasones, pasada la 1 de la mañana, con sus éxitos “Como un lobo”, “Espejo roto” y “Me estás tratando mal”.

Dos horas después, Los Gardelitos cerraron el festival más esperado cada verano. El Cosquín Rock, donde -aunque parezca imposible- en dos días actuaron 200 bandas. Claro, en seis escenarios montados en distintos lugares del predio.

Mucho de positivo, pero lo que sí es imposible: poder ver bandas que el público prefiere al mismo tiempo.
Redacción: Alejandro Fernández. Fotos: Daniel Cáceres (La Voz del Interior).