PARA CAPACITAR PERSONAS MEDIADORAS EN LA RESOLUCIÓN PACIFICA DE CONFLICTOS

-En exclusivo para ‘‘El Nuevo Emisario’’- Al cierre de esta edición, en el Salón del Concejo Deliberante local, se desarrolló una reunión informativa con  un aceptable número de asistentes, entre los cuales había personal policial.

-En exclusivo para ‘‘El Nuevo Emisario’’-
Al cierre de esta edición, en el Salón del Concejo Deliberante local, se desarrolló una reunión informativa con un aceptable número de asistentes, entre los cuales había personal policial.

El Instituto Leonardo Da Vinci de la ciudad de Río Cuarto dictará en nuestra ciudad un Curso Básico de Mediación.
Introductorio, entrenamiento y pasantías (120 horas homologadas por la Dirección de Métodos Alternativos para la Resolución de Conflictos DIMARC). El mismo habilita certificado para obtener matrícula y estará a cargo de las docentes Silvina Schmitt y Edith Palandri.

Como docentes invitadas estarán Karin Bogni, Lorena Pedruzzi y Valeria Piovano.

El curso comenzará el viernes 21 del cte. a partir de las 14:00 hs en el Salón del Concejo Deliberante de la Municipalidad local.

Las inscripciones se encuentran abiertas. Por informes llamar al tel: 0358 – 154 115580.

Al cierre de esta edición se estaba realizando una charla informativa relacionada con dicho curso.AFICHE CURSO DE BELÉN

Para personas mayores de 18 años

El objetivo general de estos cursos básicos de mediación es brindar a los alumnos una capacitación que les permita aplicar la mediación como un método pacífico de resolución de conflictos.

En esta oportunidad está dirigido a personas mayores de 18 años -tengan o no título universitario- según lo expresó a nuestro medio la destacada Abogada local Dra. Belén Budín, coordinadora del curso.

“Sucede que nuestra ley de mediación provincial establece como requisitos para la obtención de la matricula de mediador, no solo haber aprobado el curso de formación (lo que se está ofreciendo), sino también contar con un título universitario, cualquiera sea la carrera que se haya elegido.

Por lo cual, todo aquel que quiera desarrollar la mediación de manera profesional como salida laboral, deberá contar con matricula y, por ende, con título universitario previo (cualquiera sea la carrera de base: abogado, contador, médico, escribano, docente de cualquier nivel con título universitario, veterinario, ingeniero agrónomo, ingeniero civil, arquitecto, periodista, psicólogo, psiquiatra, farmacéutico, etc, etc).

La limitación del título está dada para la obtención de la matrícula, no así para la realización del curso de formación”, explicó la doctora Budín.

“Al ser la mediación un proceso alternativo (fundamentalmente al juicio) para la resolución de los conflictos, el común de la gente lo identifica con la abogacía. Pero no es así, porque el mediador no aplica los conocimientos dados por su título de base, sino las herramientas que el curso de formación le ha dado.

La resolución del conflicto se intenta dar restableciendo la comunicación entre las partes (que por lo general, al estar en conflicto, esa comunicación es escasa o nula), que el mediador facilita, conforme las técnicas y herramientas incorporadas a través de la formación base que nos ofrece este curso, logrando así una justicia reparadora y no sancionatoria”, completó diciendo la letrada.