En la primera fiesta del deporte local
Muchos de los asistentes a  la Primera Fiesta del Deporte  local se preguntaron con insistencia sobre la ausencia de Rafael Iturrioz, un atleta  de  nuestro  pueblo  que tantos logros  a  nivel  nacional  e internacional    consiguió a lo largo de su  prolífera  práctica del atletismo.    Es más, desde el seno de  su  familia  hoy  ha  llegado a nuestra redacción  esta  inquietud,  esta  preocupación  por  esta  inexplicable  situación   vivida   con  motivo de la negación -involuntaria  o  nó-  por  parte  de  los  organizadores,  de la presencia del destacado  atleta  en  esta gran  fiesta  del  deporte  local.  Aún  a  pesar de que en el transcurso de la misma se lo nombrara y reconociera verbalmente, todos se preguntan  cuales  fueron  los  motivos  por  los  que  Rafael no  participó  activamente.
Queda en la conciencia de los responsables del acto llevar una coherente explicación a la gente, a los familiares y muy especialmente al «Rafa», a quien esta circunstancia lo ha tocado muy hondo y herido en sus sentimientos más íntimos.
Nadie  quiere  pensar  que en todo esto ha habido un trasfondo de ningún otro tipo que no haya sido el de un error humano  atribuible  a  la  inexperiencia  propia  de la organización de un primer evento de tanta envergadura.